Hurricane Maria

Nace Lavandería Solar en Comunidad Puertorriqueña

Con agua y luz aún inestable después de María, varias comunidades de Puerto Rico reciban una solución de energía solar.

Neighborhoods in Utuado, Puerto Rico, have been without water and power for months. Direct Relief is supporting projects that will allow communities like these to be more resilient before the next storm, and recently completed a project that allows residents, formerly washing laundry in mountain streams, to wash clothes with the help of a solar-powered laundromat. (Photo by Erika P. Rodríguez for Direct Relief)
Vecinos en Utuado, Puerto Rico, vivieron sin servicios de agua y electricidad por meses. La organización Direct Relief finalizó recientemente un proyecto que permite a residentes, que antes lavaban su ropa en el río, contar con una lavandería solar. (Foto por Erika Rodríguez para Direct Relief)

En Utuado, Puerto Rico, cosas que una vez fueron simples antes del huracán María, como beber un vaso de agua limpia o lavar ropa en el hogar, se convirtieron en tareas difíciles para los residentes de los barrios Viví Arriba y Consejo, ubicados a 45 millas de San Juan.

(English)

El huracán desestabilizó el sistema de distribución de agua de la isla, y como resultado, residentes de ambos barrios lavaron su ropa en ríos desde septiembre de 2017 hasta hace pocas semanas.

A brand new solar-powered laundry room at the non-profit Acción Comunitaria del Viví, Inc., in Barrio Vivi Arriba, Utuado, Puerto Rico, on May 26, 2018. Inside the former public school, the group, funded by Direct Relief, opened a free laundry service for the two nearby communities who have been without power for over eight months. The group, coordinated by Miguel Morales, serves as a community and aid center in the aftermath of Hurricane Maria. Many of the residents of the mountainous area are elderly and underprivileged. (Photo by Erika P. Rodríguez for Direct Relief)
Una lavandería nueva en la organización Acción Comunitaria del Viví, Inc., en el barrio Viví Arriba, Utuado, Puerto Rico. (Foto por Erika P. Rodríguez para Direct Relief)

Pero la semana pasada, una fila de nuevas máquinas de lavar ropa llegó a la comunidad.

El agua y la electricidad de las máquinas la generan paneles solares instalados sobre el techo del centro comunitario que alberga la nueva lavandería, fundada por Direct Relief y coordinada por la organización puertorriqueña sin fines de lucro Por Los Nuestros. Se instaló además un sistema de baterías para almacenar electricidad solar.

From left, William Reyes, Miguel Morales and Ivan Robles, of the community non-profit Acción Comunitaria del Viví, Inc., pose for a portrait at their home-base in Barrio Vivi Arriba, Utuado, P.R., on May 26, 2018. Inside the former public school, the group, funded by Direct Relief, opened a free laundry service for the two nearby communities who have been without power for over eight months. The entity, presided by Morales, serves as a community and aid center in the aftermath of hurricane Maria. Many of the residents of the mountainous area are elderly and underprivileged. (Erika P. Rodríguez for Direct Relief)
(L to R) William Reyes, Miguel Morales e Iván Robles, de la organización sin fines de lucro Acción Comunitaria del Viví, en la escuela que miembros de la comunidad transformaron en el centro comunitario que alberga la lavandería. (Erika P. Rodríguez para Direct Relief)

Cuando los líderes comunitarios Miguel Morales, Iván Robles, William Reyes y Carmen Mercado – quienes han vivido en Utuado por décadas- miraron las máquinas por primera vez, agradecieron con la mirada la posible vuelta a la normalidad que estas podrían representar para sus vecinos, quienes aún no cuentan con servicios constantes de agua y electricidad en sus hogares. Si una comunidad sufre de acceso pobre a servicios básicos durante un huracán, sus residentes se vuelven más propensos a enfermedades transmitidas por agua.

Miguel Morales, president of the community nonprofit Acción Comunitaria del Viví, Inc., checks the water pressure in the building before solar laundry services open in Barrio Vivi Arriba, Utuado, Puerto Rico, on May 26, 2018. Inside a former public school, the group, funded by Direct Relief, opened a free laundry service for the two nearby communities who have been without power for over eight months. The group, coordinated by Miguel Morales, serves as a community and aid center in the aftermath of Hurricane Maria. Many of the residents of the mountainous area are elderly and underprivileged. (Photo by Erika P. Rodríguez for Direct Relief)
Miguel Morales, presidente de la organización Acción Comunitaria del Viví, verifica la presión del agua del edificio antes que la lavandería solar comience a operar en el barrio Viví Arriba, en Utuado, Puerto Rico. (Foto de Erika P. Rodríguez para Direct Relief)

Esta lavandería solar de Utuado es parte de un esfuerzo más amplio por instalar paneles solares y sistemas de almacenamiento de energía para que las comunidades estén mejor preparadas para accesar agua potable durante una emergencia.

Por Los Nuestros y Direct Relief han auspiciado proyectos similares en Orocovis y Yabucoa, en Puerto Rico.

Familias lavan su ropa el viernes, 22 de junio de 2018, en la inauguración de una instalación de lavandería solar en Yabucoa, Puerto Rico. Las lavanderías solares ahora están operando en Orocovis, Utuado y Yabucoa. (Foto de Direct Relief)
Familias lavan su ropa el viernes, 22 de junio de 2018, en la inauguración de una instalación de lavandería solar en Yabucoa, Puerto Rico. Las lavanderías solares ahora están operando en Orocovis, Utuado y Yabucoa. (Foto de Direct Relief)

A pesar de los retos que han tenido que enfrentar líderes comunitarios tras el paso del huracán María, miran al futuro con el mismo optimismo que les exhortó en el 2016 a transformar una escuela vacante en un centro comunitario, que ahora alberga la lavandería.

El edificio escolar funge como centro de operaciones Acción Comunitaria del Viví, Inc., organización sin fines de lucro que provee servicios a familias, en Utuado.

Cuando el huracán María devastó a Utuado, las instalaciones de este proyecto acopiaron a ocho familias, cuyas viviendas fueron destruidas por el huracán. En este mismo espacio, se ofrecieron clínicas de salud mental, y se gestó la entrega de más de 3,000 cajas de agua potable a miembros de la comunidad.

A sign announces to residents that the new solar-powered laundry room at the non-profit Acción Comunitaria del Viví, Inc., in Barrio Vivi Arriba, Utuado, Puerto Rico, is open for use on May 26, 2018. Inside the former public school, the group, funded by Direct Relief, opened a free laundry service for the two nearby communities who have been without power for over eight months. The group, coordinated by Miguel Morales, serves as a community and aid center in the aftermath of Hurricane Maria. Many of the residents of the mountainous area are elderly and underprivileged. (Photo by Erika P. Rodríguez for Direct Relief)
Un rótulo anuncia a los residentes que la nueva lavandería solar ya está abierta para el uso de la comunidad. Comunidades cercanas estuvieron sin electricidad durante más de nueve meses, y muchos de los residentes del área montañosa son envejecientes y viven desventajados económicamente. (Foto by Erika P. Rodríguez for Direct Relief)

Los barrios Viví Arriba y Consejo están todavía en proceso de recuperación. Más de 40 casas fueron destruidas por completo por el huracán, según Miguel Morales, presidente de Acción Comunitaria del Viví, Inc.. William Reyes, por su parte, estima que menos de un tercio de sus vecinos tienen acceso a generadores de electricidad.

“Esta es una comunidad pobre. Hay muchos envejecientes. Las personas viven de la agricultura o de ayudas del gobierno, pero no es que reciban una gran cantidad. Ayudar a nuestra comunidad y nuestro amor por ayudar a otros es lo que nos mueve”, dijo Iván Robles.

Justo luego del huracán, Miguel, Iván y William caminaron unas seis horas cada día, con machetes en mano, para limpiar la deforestación que dejó el huracán. Y, cuando Direct Relief ofreció apoyar su comunidad con recursos adicionales, construyeron las tuberías de la lavandería.

A brand new solar-powered laundry room at the non-profit Acción Comunitaria del Viví, Inc., in Barrio Vivi Arriba, Utuado, Puerto Rico, on May 26, 2018. Inside the former public school, the group, funded by Direct Relief, opened a free laundry service for the two nearby communities who have been without power for over eight months. The group, coordinated by Miguel Morales, serves as a community and aid center in the aftermath of Hurricane Maria. Many of the residents of the mountainous area are elderly and underprivileged. (Photo by Erika P. Rodríguez for Direct Relief)
Arneses de sistema de batería que almacena la energía solar que energiza la lavandería y sus bombas de agua. (Foto de Erika P. Rodríguez para Direct Relief)

Todos han vivido en barrios de Utuado por décadas, y se consideran sus cuidadores. Incluso, son ellos quienes le dan mantenimiento al fragmento de la carretera municipal que encara el centro comunitario que operan.

“La historia nos ha enseñado que somos nosotros los que tenemos que cuidar nuestras comunidades. Buscamos ayudar nuestra comunidad en las medida en que podemos. Queremos que las futuras generaciones aprendan de nuestras acciones. Es un legado”, apuntó Robles.

(From left) Residents Evelyn Roman, Miguel Morales and Luis A. Perez (far right) talk with Manuel Cidre, from Por Los Nuestros (second from the right) in Barrio Vivi Arriba, Utuado, Puerto Rico., on June 7, 2018. Inside the former public school, a free solar-powered laundry service, funded by Direct Relief, was built for the nearby communities, who have been without power for over nine months. The former school serves as a community and aid center in the aftermath of Hurricane Maria. (Photo by Erika P. Rodríguez for Direct Relief)
(Desde la izquierda) Los residentes Evelyn Román, Miguel Morales y Luis A. Pérez (a la derecha) hablan con Manuel Cidre, de Por Los Nuestros, en la cocina del centro comunitario, donde voluntarios preparan comida para trabajadores que reparan el sistema eléctrico de la comunidad. (Foto de Erika P. Rodríguez para Direct Relief)

El grupo de líderes comunitarios ya se encuentra planificando programas dirigidos a beneficiar la comunidad una vez la recuperación de los servicios básicos se logre. Vislumbran realizar una feria de salud, talleres de primeros auxilios, adiestramientos para situaciones de emergencia y clínicas de salud mental.

Mientras tanto, tareas más pequeñas -como lavar una tanda de ropa- acaba de convertirse en una tarea mucho más fácil para cientos de familias en Utuado.

– Alejandra Rosa Morales es una periodista independiente radicada en Puerto Rico.

Related Stories

The Latest